Seremas
FIV

FIV

La fecundación es un proceso que se inicia con el contacto de los espermatozoides con la cubierta que rodea al ovocito (zona pelúcida) y termina con la disolución de los pronúcleos en un proceso llamado singamia.

En la FIV (Fertilización In Vitro) para que ocurra la fecundación, se incuban en un mismo medio de cultivo cada ovocito con aproximadamente 50.000 a 100.000 espermatozoides previamente capacitados en el laboratorio. Al momento en que un espermatozoide logra penetrar la zona pelúcida, el ovocito reacciona activando esta capa celular para bloquear la entrada de más espermatozoides.

La evidencia de que hubo fecundación está dada por la visualización al microscopio de los pronúcleos (masculino y femenino), 16 a 20 horas luego de la co-incubación de ambas gametas.

.

PROCEDIMIENTOS | FIV
PROCEDIMIENTOS | FIV
Ovocito maduro
Espermatozoides vistos al microscopio

Uno de los riesgos de la FIV es la falta de fertilización de los óvulos. Esto ocurre en el 1-3% de los casos. Si ninguno de los óvulos es fertilizado, o los embriones detienen su desarrollo, el médico no realizará la transferencia embrionaria y el procedimiento se cancela.

Si las gametas son normales, la tasa de fecundación es de aproximadamente un 70-80%. Esta tasa varía de acuerdo a las características morfológicas de las gametas, a la edad de la mujer y la causa de infertilidad. También influye en las tasas de fecundación, variables ambientales tales como calidad e indemnidad de los medios de cultivo, pureza del aire y del ambiente físico en el interior de las incubadoras.

PROCEDIMIENTOS | FIV

Ovocito fertilizado normalmente con dos pronúcleos



Comenzando a ser paciente de Seremas Técnicas de reproducción asistida de baja complejidad Técnicas de reproducción asistida de alta complejidad
SEREMAS Arenales 1954 Primer Piso Ciudad de Buenos Aires, Tel: 011 5032-3358 / 59 / 60 | info@seremas.com
std